Remedios caseros para el tratamiento de la tos

Compartir:

Remedios caseros para el tratamiento de la tos

La primera señal de que estás resfriado o con gripe es a menudo el dolor de garganta.

Esta puede ser acompañada por tos, la cual podría no ser grave, pero si bastante molesta. La tos ocurre cuando las terminaciones nerviosas de las vías respiratorias (que se encuentran en la garganta y pulmones), se irritan por motivos como: virus, bacteria, polvo.

El cuerpo genera la tos intentando expulsar de las vías respiratorias los componentes externos, para así limpiarlas. En caso te encuentres con tos puedes aliviarla con jarabe y las siguientes alternativas naturales:

CONSUMIR LÍQUIDOS EN ABUNDANCIA

Para controlar la tos es fundamental mantenerse hidratado. Beber líquidos puede aliviar la tos, también la secreción nasal y los estornudos. Este alivio puede ser inmediato y continuar durante un tiempo después de terminar la bebida. Entre las bebidas calientes que pueden ser reconfortantes, encontramos:

  • Té negro descafeinado
  • Té de hierbas
  • Caldos claros
  • Zumos de frutas calientes
  • Agua caliente

TÉ CON MIEL

La miel puede aliviar la tos. Para usarla como tratamiento puedes mezclar 2 cucharadas con agua caliente y el té de tu preferencia. Bebe esta combinación 1 o 2 veces al día. Esta opción es para mayores de 1 año, ya que la miel tiene contradicciones para bebés.

TÉ DE JENGIBRE

El jengibre posee componentes antiinflamatorios que pueden relajar las membranas de las vías respiratorias, reduciendo así la tos. Para consumirlo puedes preparar un té de jengibre. Coloca entre 20 y 40 gramos de jengibre fresco a una taza con agua caliente. Deja que se enfríe durante unos minutos. Si deseas puedes agregar miel o zumo de limón para disfrutar de un mejor sabor. De todas maneras, ten en cuenta que el té con jengibre puede causar malestar o acidez estomacal.

VAPOR DE AGUA

La tos húmeda (es decir la que está acompañada con flema) podría mejorar con el vapor de agua. Para ello, puedes realizar Vaporizaciones. Solo coloca agua caliente en un envase, puedes añadirle hierbas como eucalipto o aceites esenciales. Luego, inclínate para inhalar el vapor, un tiempo recomendado son 5 minutos. Si deseas mayor alivio agrega 2 cucharaditas de Vick VapoRub e inhala profundamente colocando tu nariz a aproximadamente 50 centímetros del recipiente.

GÁRGARAS DE AGUA CON SAL

El agua con sal reduce las flemas y la mucosa en la parte posterior de la garganta, disminuyendo así la necesidad de toser. Para obtener la mezcla combina media cucharadita de sal en una taza de agua caliente hasta que se disuelva. Espera que la solución se enfríe y comienza a realizar las gárgaras. Cuando las realices mantén el agua en la parte final de la garganta unos segundos. Para mayor alivio puedes repetirlo un par de veces al día. Por seguridad, evita esta alternativa para niños, ya que podrían realizar las gárgaras incorrectamente y tragar la sal. Esto es muy peligroso.

¿CUÁNDO CONSULTAR A UN MÉDICO?

Las infecciones del tracto respiratorio involucran dolores en el cuerpo y fiebre, mientras que las alergias no lo hacen. Si la tos está afectando tu capacidad para respirar o si toses con sangre acude de emergencia a un centro de salud especializado. De preferencia, también contáctate con un médico si experimentas:

  • Escalofríos
  • Deshidratación
  • Fiebre superior a 38˚C
  • Sensación general de malestar
  • Sensación de debilidad generalizada
  • Tos productiva con flema de color verde o amarillo, con olor fétido y/o espesa

Fuentes:

1. Medical news today https://www.medicalnewstoday.com/articles/es/324001#consejos-para-evitar-un-resfriado 2. Los mejores remedios caseros para la tos https://www.vick.com.mx/es-mx/sigue-estos-consejos/remedios-caseros-para-el-tratamiento-de-la-tos
EE-08754. Contiene alcanfor, consulte al médico en embarazo o lactancia, menores de 3 años. Evite contacto con ojos, fosas nasales o heridas. No ingerir.

MAT-PE-VICKS-21-000118

Productos Relacionados